Sofía, Bulgaria

La capital de Bulgaria, Sofía, es una metrópoli moderna con iglesias ortodoxas, mezquitas otomanas, monumentos comunistas, amplios parques, múltiples museos y el monte Vitosha, donde se puede escapar del bullicio de la urbe

Conoce Sofía, Bulgaria

Sofía es la capital y la ciudad más grande de Bulgaria, con intensa actividad cultural, política y económica. Esta es una de las ciudades capitales más antiguas de Europa y se encuentra en el centro de la región de los Balcanes, en la zona occidental del país, en un valle a los pies de la montaña Vitosha.

El centro de Sofía alberga muchos de los principales atractivos de la ciudad, que incluyen la Catedral Alexánder Nveski, una iglesia emblemática del país construida en memoria de los soldados rusos que murieron durante la guerra de Independencia, y la Iglesia de Santa Sofía, por la cual la ciudad tomó su nombre. Recorre las calles de esta zona para descubrir su patrimonio arquitectónico, que comprende la Iglesia de San Nicolás, la iglesia rusa ortodoxa que está coronada por domos dorados; la Mezquita Banya Bashi, con una cúpula de 15 metros de diámetro y el único templo islámico en funcionamiento en la ciudad, y la Catedral de Sveta Nedelya, que destaca por su domo y sus murales bizantinos. También en el centro se hallan el edificio de la Asamblea Nacional, sede del Parlamento de Bulgaria; la Librería Nacional, los Baños Minerales Públicos, que son unos antiguos baños turcos, y el Palacio Real, edificado originalmente para la policía otomana, que hoy alberga la Galería Nacional de Arte y el Museo Etnográfico. Asimismo, en el centro de la ciudad se extiende el bulevar Vítosha, con un tramo peatonal donde abundan las cafeterías, restaurantes, perfumerías y tiendas, y se sitúan las plazas comerciales TZUM y Jali.

Explora la vida cultural de Sofía en sus múltiples recintos culturales y museos como el Teatro Nacional Iván Vazov, el Teatro de la Ópera Nacional y el Palacio Nacional de la Cultura. Algunos de los museos que podrás visitar son el Museo Arqueológico, que ocupa una antigua mezquita del siglo XIII y resguarda piezas romanas, objetos medievales y tesoros tracios; el Museo Nacional de Historia; la Galería de Artes de Sofía; el Museo de Historia Natural; el Museo del Hombre y la Tierra; el Museo Nacional de Historia Militar, y el Museo de Arte Socialista. Entre los sitios de interés de Sofía se destaca la Iglesia de Boyana, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, que posee en su interior alrededor de 90 murales. Otros templos dignos de ser admirados son la Iglesia de San Jorge, que data del siglo IV, la construcción más antigua de la capital de Bulgaria, y el Monasterio Dragalevtsi en las faldas del monte Vitosha.

Las áreas verdes son vastas en Sofía, siendo el parque Borisova Gradina el pulmón de la metrópoli con numerosas estatuas, bancas, juegos para niños y cafés. En este parque se encuentran los estadios Vasil Levski y Balgarska Armiya. De igual forma, el Jardín de la Ciudad es el más antiguo y suele ser concurrido por pensionados para jugar ajedrez; el Parque Yuzhen ofrece entretenimiento para niños y cafés al aire libre, y al Parque Oborishet acuden las familias. Adicionalmente, para disfrutar del aire libre son ideales el Zoológico de Sofía y el monte Vitosha, al cual se puede acceder por el teleférico. El monte Vitosha, además de ser un símbolo de la ciudad, conforma un parque natural donde se puede practicar el alpinismo o los deportes de invierno en el centro de esquí Aleko.

***La moneda oficial en Bulgaria es el Lev (BGN).

Hoteles en Sofía, Bulgaria