Encuentra en Jijoca de Jericoacoara:

Conoce otros destinos:

Jijoca de Jericoacoara, Brazil

Jijoca de Jericoacoara es un popular destino de playa, ideal para los amantes del windsurf y kitesurf, inmerso en un parque nacional lleno de dunas y otros atractivos naturales

Conoce Jijoca de Jericoacoara, Brazil

Jericoacoara, al sur de la línea del ecuador terrestre, es uno de los principales destinos turísticos del estado de Creará, en el noreste de Brasil, y posee una de las playas más famosas del país a nivel internacional. En la entrada de esta aislada playa está la localidad de Jijoca, ubicada a 24 kilómetros en la orilla sur de la laguna de Jijoca. En esta comunidad se concentran los servicios bancarios y comerciales, está la sede del municipio, la Iglesia de Santa Luzia, un centro de información para visitantes y varias opciones de alojamiento.

Jericoacoara es un pueblo de pescadores, inmerso entre dunas, que conserva su estilo rústico con construcciones de madera rodeadas de plantas y flores, y calles cubiertas de arena. Jeri, como se le conoce cariñosamente, es famosa por sus condiciones para practicar windsurf y kitesurf, con vientos constantes y fuertes que atraen a los amantes de estos deportes. La playa principal está enmarcada por dunas de hasta 30 metros de alto que cambian de color en el transcurso del día. Jericoacoara alberga la Plaza Edvá Esmerino da Silva, con bancas en forma de canoa, dos quioscos y una fuente con chorros de agua brotando entre las piedras; la Iglesia de Nuestra Señora de Fátima, construida con piedras de la zona; varios hoteles; restaurantes; bares, y lugares para disfrutar de la vida nocturna y las fiestas en la playa.

La famosa playa de Jeri forma parte del Parque Nacional de Jericoacoara, dentro del cual hay dos de los principales atractivos del destino: la Pedra Furada, que es una roca en forma de arco creado por la erosión de las olas; y la duna Pôr-do-Sol. Disfruta de un espectáculo único durante el mes de julio, cuando se puede ver la caída del sol a través del hueco de la Pedra Furada; contempla el atardecer desde la cima de la duna Pôr-do-Sol, y sigue los sonidos del berimbao que te llevarán a los grupos de capoeira, donde la gente danza o realiza acrobacias al ritmo de la música. También en el parque se hallan la Pedra do Frade, que parece un pilar; las lagunas de tonos azules y verdes que se crean en la temporada de lluvias entre las dunas, y el Serrote, conformado por dos  montículos montañosos llenos de vegetación exuberante. Emprende una caminata por el Serrote para llegar hasta el punto más alto, donde encontrarás el faro que goza de vistas de 360 grados. Otros atractivos naturales que puedes conocer en la zona son el Pozo de la Princesa, una alberca natural enclavada en una roca; y el Pozo de Ananais, que se forma con el agua del mar; ambos se pueden visitar cuando baja la marea. Explora la caverna de Morcego, que es el hábitat de murciélagos; toma un paseo por los manglares de Mangue Seco, donde puedes observar caballitos de mar y otras especies, y conoce el pueblo de pescadores Guriú. De igual forma, están las bellezas naturales de la laguna Azul, las dunas de Tatajuba y la playa Prea.

La localidad de Jijoca de Jericoacoara conserva sus tradiciones, que incluyen la pesca artesanal y las fiestas típicas, como las que se realizan en junio, con una feria de comida típica y eventos musicales. Por su parte, el Jeri Ecocultural, con sus espectáculos de artistas nacionales y locales, tiene la finalidad de difundir el ecoturismo; y el carnaval es de los eventos más concurridos. 

***La moneda oficial en Brasil es el Real (BRL).

Hoteles en Jijoca de Jericoacoara, Brazil